Una verruga que sangra: granuloma piogénico

por Dra. Lorea Bagazgoitia
granuloma piogénico

Alguna vez te ha aparecido un bulto rojo, de color fresa que ha crecido rápido sangrando al más mínimo roce? Estas verrugas que sangran se llaman granuloma piogénico…Hoy hablaré de ello en el blog :)

¿Qué es un granuloma piógeno?

Se trata de bultitos de color rojo vivo, con forma de “verruga” que puede medir desde unos milímetros a poco más de un centímetro. Es más habitual verlo en niños o adultos jóvenes, pero realmente puede aparecer en cualquier edad. No suele ser doloroso, pero sí incómodo por sangra fácilmente y esto lo hace un poco latoso. Es característico que rodeando el bultito, observemos un “collarete” que lo rodea en su base.

En niños pueden salir en la cara y en adultos los solemos ver en las extremidades.

granuloma piogénico

Más fotos de granuloma piogénico

¿Por qué aparecen los granulomas piógenos?

Como tantas en tantas otras enfermedades en dermatología, la causa de los granulomas piogénicos no está clara, pero en muchos casos su aparición se relaciona con algún pequeño roce o herida que por alguna razón, en lugar de curar normalmente, cura de esta forma que podemos llamar “peculiar”, formándose el bulto rojo y sangrante en la zona de la herida.

Pueden aparecer a consecuencia de pequeños traumatismos o estar causados por algunos fármacos

Por otro lado, se sabe que aparecen más frecuentemente en personas que toman ciertos medicamentos como los retinoides, inhibidores de factores de crecimiento epidérmico, ciclosporina, inhibidores de la proteasa para el VIH y algunos quimioterápicos (capecitabina, etopósido, 5-fluorouracilo, docetaxel).

granuloma piógeno

¿Cómo se diagnostican los granulma piógenos?

Un granuloma piogénico puede diagnosticarse a simple vista por un dermatólogo. Su aspecto es muy característico y si, además, sabemos que ha crecido de forma rápida en poco tiempo, el diagnóstico es bastante claro.

No obstante en ocasiones puede tener que diferenciarse de otras lesiones en la piel como el hemangioma infantil, los nevus de Spitz o incluso el melanoma, además de las verrugas convencionales, por supuesto.

¿Cómo se tratan los granulomas piógenos?

Habitualmente, se eliminan mediante una cirugía muy básica con antestesia local,  que consiste en curetear(hacer una especie de raspado) la lesión y coagular la zona para que no sangre más. Suele quedar una costra negruzca un tiempo que va curándose en unas semanas, dejando la piel lisa.

Los granulomas piógenos suelen tratarse mediante una cirugía sencilla

En ocasiones,  puede utilizarse láser, timolol tópico o técnicas de cirugía un poco más profundas, que requieran puntos.

 

También te puede interesar

Deja un comentario