Página principal Consejos Jabón o syndet:¿cómo elegir un producto de limpieza para la piel?

Jabón o syndet:¿cómo elegir un producto de limpieza para la piel?

por Dra. Lorea Bagazgoitia

Al hablar sobre la piel seca hace algunas semanas tocábamos el tema de los productos de limpieza para la piel.  Al igual que en el artículo sobre los cuidados de la piel del bebé, te mencionaba los syndets. Seguro que en algún envase de un gel o limpiador has visto que pone “jabón sin jabón” y te habrás preguntado qué significa exactamente. Hoy tocaré este tema en el blog.

¿CÓMO FUNCIONAN LOS PRODUCTOS DE LIMPIEZA?

Los productos de limpieza, ya sean para la ropa, la casa o la piel son surfactantes (también se les puede llamar tensoactivos). Los surfactantes son moléculas que  tienen dos extremos: uno hidrófobo o lipofílico (lo que significa que es capaz de unirse a las grasas) y el otro hidrófilo o lipofóbico (que se une más fácilmente al agua, lo que lo hace soluble y facilita el efecto de lavado).

¿QUÉ TIPOS DE SURFACTANTES EXISTEN?

• JABONES:

Los jabones son surfactantes naturales ya que provienen de la reacción de los ácidos grasos de grasas o aceites (presentes en la naturaleza) y álcalis (que suelen ser el hidróxido sódico o el hidróxido potásico).

Los jabones son surfactantes naturales

En función del tipo de aceite o grasa empleado, que tendrán diferentes ácidos grasos (oleico, esteárico, palmítico, linoleico,…..) se obtendrán diferentes tipos de jabones con diferentes texturas.

Son productos alcalinos, es decir, tienen un pH alto.

• SYNDET:

Los syndet son surfactantes sintéticos

Los syndet son surfactantes sintéticos (del inglés synthetic detergent), no provienen de grasas ni aceites.Su pH es más bajo que el de los jabones. En ocasiones se les llama “jabón sin jabón”. 

¿QUÉ EFECTO TIENEN SOBRE LA PIEL?

El comportamiento tanto de los jabones como de los syndets sobre la piel depende de su estructura química. Pueden ser más o menos agresivos, más o menos efectivos en lo que a limpieza se refiere o pueden producir más espuma o menos en función de si son aniónicos, anfóteros o no iónicos.  Veamos las diferencias:

• ANIÓNICOS:
Se trata de compuestos químicos surfactantes que tienen carga negativa, en su extremo hidrófilo. Son los más usados para productos de limpieza en general,  ya que son limpiadores potentes, tienen poder espumante y son económicos.

Pueden ser productos excelentes para un lavavajillas, por ejemplo, pero deberán usarse con cautela en productos para la piel, ya que son bastante irritantes para esta.

Los jabones y algunos syndets son surfactantes aniónicos. Entre estos últimos, los más usados para productos dermatológicos son los sulfatos.

• ANFÓTEROS:
Los surfactantes anfóteros tienen carga positiva o negativa, dependiendo del medio en el que se encuentren. Estos compuestos tienen menor capacidad limpiadora que los aniónicos así como menor capacidad espumante; además tienen un coste elevado. Por contra, atenúan el efecto irritante de los tensioactivos aniónicos y por ello se emplean en formulaciones junto con esos últimos. BAÑO

NO IÓNICOS:

Los no iónicos son buenos limpiadores pero no son buenos espumantes. Se usan en productos para niños por su escasa agresividad.

¿CÓMO INFLUYEN EN EL PH?

El pH de la piel es aproximadamente 5,5  (químicamente hablando, se trata de un pH ácido). Los jabones tienen un pH entre 7 y 10(químicamente se dice que es un pH básico), por lo que no son idóneos para la piel. Por esto, los jabones tienen mayor capacidad de dañar el manto lipídico de la piel que los syndets.

Los jabones tienen un pH más básico que la piel

No deja de sorprenderme que innumerables pacientes en la consulta me hablen de las bondades del “jabón lagarto” (el cual sí es un jabón de verdad). Aunque sea más natural, la realidad es que la posibilidad de que la piel se seque o se irrite con el uso de jabón lagarto es mucho mayor que con un syndet.

Los syndet tienen pH similar al de la piel

¿CÓMO IDENTIFICO SI UN PRODUCTO ES ADECUADO PARA LA PIEL?

• JABONES:

En general, intentaremos evitar jabones en la higiene de la piel. Para identificar si un producto de limpieza para la piel contiene algún jabón debes buscar palabras como: estearato de sodio, estearato de potasio, oleato de sodio, palmitato de sodio, ….  llevarán un nombre u otro en función del ácido graso del que provengan: ácido esteárico, ácido oleico o ácido palmítico, entre otros.

Intentaremos evitar los jabones para la higiene de la piel

• SYNDET:

Los syndet serán nuestra opción preferida para la higiene cutánea. La mayoría de productos de higiene son ya de por sí syndets, aunque no se indique y la etiqueta diga sencillamente “gel de baño” o “gel de ducha”. No obstante existen diferencias entre ellos, siendo unos más irritantes que otros. Además, algunos forman más espuma que otros, pero es importante recordar que no siempre debe relacionarse espuma con limpieza; existen productos que, aunque no tengan mucho poder espumante, pueden ser opciones excelentes la piel, sobre todo en casos de piel sensible o de bebés.

Lo syndets más usados son el lauril sulfato de sodio (SLS, del inglés sodium lauryl sulfate) y el  lauril éter sulfato sódico (SLES, del inglés sodium laureth sulfate ).  Es fácil confundir  uno con el otro, pues sus nombres se parecen mucho. Siendo ambos surfactantes aniónicos, con cierta capacidad irritante para la piel,  es importante saber que el SLES se tolera mejor. Por ello, verás que está incluido en la mayoría de geles de baño y productos para pieles sensibles.

El syndet más irritante es SLS

Aquellos productos destinados a pieles sensibles o higiene facial suelen incluir surfactantes anfóteros que pueden atenuar el efecto irritante de los aniónicos. Los más usados son betaína de coco (coco betaine) o betaina de cocamidapropilo (cocamidopropyl betaine) y disocioconfodiacetato de sodio (disodium cocoamphodiacetato).  Otros ejemplos son cetyl betaine, disodium cocoamphodipropionate, o  lauroamphopropionate. Estos compuestos son más costosos, lo cual hace que los productos para pieles sensibles sean más caros que los productos de higiene diaria convencionales. 

Los surfactantes no iónicos producen menos espuma y se utilizan para niños porque irritan poco

Los productos para niños normalmente producen poca espuma e irritan poco. Esto es debido a que suelen contener surfactantes no iónicos, por ejemplo: coco glucoside, lauryl glucoside o decyl glucoside.

En resumen…

Es recomendable evitar los jabones para la higiene cutánea y utilizar syndets, que tienen un pH más afín al de la piel. En farmacias y parafarmacias verás que hay ciertos geles para piel sensible etiquetados como “syndet”. Es curioso sin embargo que la gran mayoría de los productos de limpieza para la piel carecen de jabones y son de por sí, syndets; de tal manera que aquellos etiquetados como syndet específicamente no presentan ningún valor añadido por el hecho de serlo; parece que simplemente representan una estrategia de marketing.

La mayoría de productos de limpieza para la piel son syndets

En cualquier caso,  si tienes la piel sensible, seca o dermatitis atópica, así como si buscas un producto para bébes, es bueno que te asegures de que no contenga surfactantes irritantes, especialmente SLS.

La redacción de este artículo no habría sido posible sin la valiosa colaboración de Sonia Rubio, química y amiga. ¡Gracias!

También te puede interesar

1 Comentario

Griselda Valladares 16 mayo, 2019 - 19:58

¡Gracias!
Yo utilizo el LACTIBON en barra para lavar mi rostro y cuello, así como la zona íntima.

Saludos,

Responder

Deja un comentario