Ana Palacios: una fotógrafa comprometida con el albinismo

por Dra. Lorea Bagazgoitia
La ruleta rusa de Mendel. Ana Palacios

El post de hoy quiero dedicárselo a Ana Palacios: fotógrafa, amiga y compañera de aventuras en Tanzania. Como alguna vez he comentado ya, desde 2008 estoy implicada en un proyecto de cooperación para apoyo del albinismo en Tanzania. Muy brevemente, consiste en operar de cáncer de piel a personas con albinismo,y sobre todo formar a dermatólogos y cirujanos locales en esa tarea. Pero sobre esto hay mucho que contar y no es el objeto de este post, por lo que dedicaré algunas líneas a ello en otro momento.

Centrémonos en Ana, a quien tuve oportunidad de conocer más a fondo durante nuestro último viaje a Tanzania (marzo 2013), al cual nos acompañó (y nos hizo un reportaje fotográfico chulísimo :).  Os adjunto a continuación el motivo por el cual hablo de ella en este post:

La ruleta rusa de Mendel. Ana Palacios

Ana pasó el verano de 2012 documentando el día a día de Kabanga, con la ONG AIPC Pandora,. Kabanga es un centro de acogida para personas excluidas en Tanzania. Ese trabajo fotográfico se recoge hoy en esta exposición que se inaugura el próximo día 16 de enero. :)

Muchos de los acogidos en este centro (la mayoría, de hecho) son albinos. Existe la superstición de que los hechiceros pueden preparar pócimas mágicas que traerán la buena suerte, dinero o curar enfermedades a quien las beba. Desde hace unos años, uno de los ingredientes estrella es parte del cuerpo de un albino. Se llega a pagar grandes sumas de dinero por este elixir de albino. Eso ha llevado a un aumento vertiginoso del número de secuestros y asesinatos de personas albinas.

“Las creencias mágicas dicen que tener un miembro de una persona albina trae suerte, salud y dinero.”

Por todo esto, los motivos para estar acogidos en Kabanga son variados, pero en todos los casos  desoladores:  mujeres repudiadas por sus maridos (bien por ser albinas o tener hijos albinos), niños rechazados por sus familias, personas albinas (mayoría niños) que están allí por ser perseguidos, etc….

Estas personas viven su día a día en Kabanga, donde estudian y desarrollan tareas que les permitan adquirir nuevas aptitudes, gracias al apoyo de AIPC Pandora y Cruz Roja. Todos los años, grupos de voluntarios acuden allí para ayudar. Una de esas voluntarias fue Ana, quien a través de “La ruleta rusa de Mendel”, comparte con nosotros aquella experiencia inolvidable.

 

También te puede interesar

1 Comentario

Diana 17 enero, 2014 - 14:53

Precioso proyecto, gracias por acercarlo un poco más a nosotros!

Responder

Responder a Diana Cancela la respuesta